¡Celebra el día de la mujer por todo lo alto!

El 8 de marzo se celebra el día internacional de la mujer; una fecha que debes marcar en tu calendario para que no pase inadvertida. No solo para recordarte a ti misma de tus propios éxitos personales como novia, trabajadora, madre, esposa y ama de casa sino también para rendirles homenaje a todas las mujeres que como tú han transformado el mundo.

Es la ocasión ideal para celebrar con tus amigas y colegas del trabajo las libertades y los derechos que las mujeres se han alcanzado con su participación activa en la sociedad a lo largo de la historia. Y aunque no hay que esperar una fecha específica para celebrar junto a todas las mujeres en tu vida, aprovecha la ocasión para convertirlo en un evento verdaderamente especial siguiendo estas ideas que te ofrecemos.

  • Planea con tus amigas más cercanas una cena para mujeres solamente, durante la cual puedan expresar libremente las razones por la cuales se sienten orgullosas, felices y agradecidas por los éxitos alcanzados. Lo ideal es que conviertan esta celebración en un ritual mensual, así conviertes esta forma de celebración en pequeñas pero efectivas dosis de reafirmación y fortalecimiento personal.

  • Hazte un regalo a ti misma. Reserva un día en el spa y mímate con un buen masaje o relajante según tu preferencia. También puedes separar un turno en la peluquería y regalarte una sesión de manicure-pedicure o aprovecha para cambiarte el look con un corte y color de cabello diferente; cualquier regalo a tu autoestima te hará sentir feliz y es muy bien merecido.

  • Envía un correo electrónico, una bonita tarjeta o simplemente llama a todas las mujeres importantes en tu vida y déjales saber lo importante que ha sido su amistad y apoyo para tu bienestar personal diario y para alcanzar tus metas.

Todos los días son buenos para sentirte orgullosa por tus triunfos y recompensarte por tus esfuerzos diarios; de todos modos esmérate por hacer de este día una jornada súper especial para ti y para todas las mujeres a tu alrededor.

Compartir artículo: