¡Por fin es hora de la limpieza de primavera!

Ponte tus guantes de látex y declárale la guerra a la mugre acumulada durante los meses de invierno. El cambio de estación es un buen motivo de inspiración para realizar una limpieza profunda en casa. Aprovecha las energías de la primavera y tal como lo hace la naturaleza, cambia y renuévate. Busca el momento para deshacerte de todo lo que ya no usas pero que sigue ocupando espacio en tu casa acumulando polvo e impurezas.

A simple vista hacer una limpieza general a fondo puede parecer una labor grande pero si te organizas con los tuyos para llevar a cabo esta tarea entre todos, lograrás hacer de tu hogar el santuario perfecto para disfrutar de la luz y los olores de la temporada.

Aquí te compartimos algunas maneras y consejos para hacerlo de forma más efectiva para que puedas contar con más tiempo para salir y disfrutar de la estación.

  • Crea un plan de trabajo y reparte las labores entre todos los miembros de la familia, asignando días y horas y actividades o habitaciones según sea apropiado. De esta manera será más fácil para todos y terminarán más rápido. Asegúrate de que se sacudan todas las alfombras, muebles, adornos y hasta el techo. De paso, aprovecha para lavar todas las ventanas y abrirlas para que se ventilen las habitaciones. Y no olvides desinfectar las superficies y áreas de uso común con Clorox Disinfecting Wipes.
  • Lavar las paredes o inclusive pintarlas de colores claros ayuda con la luz interior del hogar y transmite esa sensación de frescura. Otra buena idea para cambiar la energía de tu hogar es reorganizar los muebles en las habitaciones de la casa. Velas aromáticas y un bonito arreglo floral le dan el toque final a un ambiente agradable para que sientas tranquilidad y paz cada vez que estás en casa.
  • Donar da más placer que acumular. Todo lo que tú y tus hijos tengan en los closets que ya hace más de un año que no usan, estará mejor en manos de los más necesitados. Separa un día para organizar los closets y pídeles que separen todo lo que ya no les sirve o no usan para que sea donado. El día de la donación, premia sus buenas intenciones con una actividad juntos, sea llevándolos a tomar un helado, al cine o a dar un paseo. Hacer esto te ayudará a enseñarle a tus hijos a ser generosos y que las buenas acciones son también una forma de renovarse.

Renueva tu hogar y recibe la primavera al ritmo de la naturaleza con tu casa limpia, olorosa y despejada. ¡Verás que todos en casa lo disfrutarán!

Compartir artículo: