Sugerencias para mantener la casa siempre reluciente

Lo mejor para cuidar tu casa, tus pertenencias y, sobre todo, la salud de tu familia es la limpieza. Además de ser un reflejo de tu personalidad y hábitos cotidianos, resulta más placentero estar en tu hogar cuando está reluciente y bien organizado.

El cambio de temporada de invierno a primavera es una buena razón para realizar una limpieza profunda que incluya todos esos rincones que reciben menos atención durante el año por falta de horas en el día y también porque están menos visibles. La labor puede ser más efectiva y a la vez divertida si repartes las tareas a lo largo de la semana. Después solo tienes que ocuparte de mantener la limpieza a largo plazo.

Siguiendo estas sugerencias simples diariamente alcanzarás a limpiar a fondo, en menos tiempo y con menos cansancio.

  • Dedica un día de la semana a una o dos labores, tratando de combinar una más ligera con otra intensa; por ejemplo, el lunes limpias el baño y desinfectas todos los picaportes, maniguetas, e interruptores de luz con toallitas Clorox® Disinfecting Wipes. Para terminar más rápido sin sacrificar la calidad de la limpieza, remoja las áreas de limpieza con productos Clorox® unos minutos antes de comenzar y déjalo que trabaje. De esta manera es más fácil y rápido remover la mugre.

  • Hazte una lista de todo lo que siempre se queda para otro día, como el maletero del coche y el closet del aire acondicionado. No olvides de cambiar el filtro del aire y de paso desinfectar el área. Además asegúrate de limpiar profundamente debajo de la cama y de todos los muebles de la casa a medida que vayas avanzado con tu plan diario.

  • No olvides que es la temporada del auge de la gripe. Desinfecta a diario todas las superficies en las áreas más ocupadas de la casa, como la cocina y la sala familiar, para combatir los gérmenes contaminantes. Asegúrate de botar la basura a diario, barrer o aspirar las alfombras por ambos lados y cambiar la ropa de cama y las toallas semanalmente. Estas labores pudieras asignárselas a tus hijos para que ellos también te ayuden.

  • Separa un día para sacudir todos los objetos y espacios de la casa que acumulan polvo, como las lámparas, los adornos, la cabecera de la cama, la parte superior de los armarios y de los closets. De paso aprovecha y coloca ambientadores y perfumadores en los escaparates y armarios.

La higiene en general mejora la calidad de tu vida y beneficia la salud física y mental de tu familia. Por si fuera poco, está demostrado científicamente que cuando se hace sistemáticamente es también una forma de ejercicio efectiva para quemar calorías de manera productiva, sin tener que ir al gimnasio.



Compartir artículo: